Pere Pons ya es albiazul

Pere Pons, durante un partido del Girona contra el Alavés en Mendizorroza./Igor Martín
Pere Pons, durante un partido del Girona contra el Alavés en Mendizorroza. / Igor Martín

El centrocampista catalán firma un contrato de tres temporadas con el Alavés

Iñigo Miñón
IÑIGO MIÑÓN

El Deportivo Alavés ha confirmado su sexto fichaje para la temporada 2019-20. Después de Lucas Pérez (West Ham), Verdon (Sochaux), Fuchs (Sochaux). Luis Rioja (Almería) y Saúl López (Deportivo), el club vitoriano ha hecho oficial lo que era un secreto a voces, la llegada de Pere Pons (Sant Martí Vell, Girona, 1993), centrocampista del Girona, que firma un contrato de tres temporadas y llega a Vitoria por el valor de su cláusula de rescisión de 2 millones de euros. El acuerdo, en cualquier caso, contempla una opción preferente de recompra por parte de la entidad catalana, según informa ésta en su página web.

Un fichaje esperado por la dirección deportiva albiazul, que ve en el jugador un perfil diferente para su centro del campo, donde compartirá posición con Tomás Pina, Manu García, Fuchs, Wakaso y Dani Torres, aunque el colombiano tiene muy complicado seguir en la disciplina albiazul. En previsión del actual 'overbooking' en el puesto de mediocentro, Sergio Fernández ya dejó claro que el ideal es contar «con cinco» futbolistas en esa zona para «dar variantes y riqueza» al juego que busca Asier Garitano. Pieza clave en el conjunto gerundense tanto para Pablo Machín como para Eusebio Sacristán, Pons está habituado a actuar en el doble pivote y en el esquema de tres centrocampistas, una variante que el nuevo técnico albiazul quiere recuperar para contar con mayores recursos a la hora de abordar los partidos

El último fichaje alavesista suma versatilidad y capacidad de generar juego, un déficit que el plantel vitoriano ha acusado desde su regreso a Primera División, donde el catalán supera los 60 partidos en apenas dos temporadas. Un futbolista de presente y futuro que, a sus 26 años, cuenta ya con un cartel distinguido en el fútbol nacional, pero la evolución que ha protagonizado en el último lustro invita a pensar que todavía puede tener margen de desarrollo antes de tocar su techo de rendimiento, asentando así la idea del Alavés de crear patrimonio deportivo y económico con jugadores largos y jugadores jóvenes.