Garitano: «Lo de Aleix es un pisotón claro y es extraño que no lo haya pitado»

Garitano da órdenes desde la banda de Mendizorroza. /Rafa Gutiérrez
Garitano da órdenes desde la banda de Mendizorroza. / Rafa Gutiérrez

El entrenador del Alavés reconoce que su equipo se sintió incómodo en la primera mitad, en la que «perdíamos demasiado rápido el balón»

MIKEL URIARTE

Asier Garitano sufrió este domingo su primera derrota como técnico del Deportivo Alavés, algo que no pasa de la mera anécdota. Sí que le dejó un poso de amargura la actuación de su equipo durante el primer tiempo. «Ahí nos ha costado, sin balón, porque el Sevilla con cuatro centrocampistas nos ha dominado. Con Joselu y Lucas queríamos salir rápido al contragolpe para hacerles daño, porque si no poco a poco te van sometiendo. Cuando robábamos perdíamos rápido el balón. Se veía más cerca el 0-1 porque se sentía que sus oportunidades podían aparecer. Luego hemos mejorado», resumió el entrenador de Bergara.

El cambio de imagen de los suyos tras el descanso le dejó motivos para la esperanza. «La entrada del tercer centrocampista por dentro nos permitió tener nuestro momento y robar más balones. El resultado nos daba la opción de empatar y hemos tenido al final ocasiones de gol. Es una pena no seguir sumando en casa, pero hay que tener en cuenta el nivel de rival que hemos tenido», desgranó Garitano.

No pasó por alto el entrenador albiazul una acción sobre Aleix Vidal dentro del área del Sevilla que el árbitro no señaló como penalti. «En el campo soy incapaz de verlo. Lo he visto en el vestuario y me parece un pisotón claro. Me imagino que el VAR lo habrá revisado. Les habrá dado tiempo a mirarlo de nuevo y es raro que no lo haya marcado. Es parte de todo esto», deslizó a modo de queja, pero con su habitual tono pausado.

La novedad de Burke

Se le cuestionó sobre si este Alavés en este tramo inicial de curso está más cómodo con el juego directo y con la presencia de determinados futbolistas, y no tuvo reparos en reconocer que sin balón, los suyos se encontraron mejor. «Cuando estamos más gente por detrás del esférico y podemos juntarnos más, nos da la opción de atacar más. Estamos en un inicio de temporada con mucha gente nueva en las posiciones delanteras y eso requiere de un tiempo de acoplamiento y de ajustar los mecanismos precisos. Los de atrás llevan tiempo aquí y eso lo tienen ya adquirido. Tenemos que seguir trabajando para mejorar la versión ofrecida ante el Sevilla», manifestó.

Se dieron varias novedades en el once titular y en la convocatoria. De un lado, que actuaran desde el principio juntos Joselu y Lucas Pérez, aunque sin demasiada producción. Por otra parte, el estreno como titular de Pere Pons. Desubicado, el catalán fue sustituido por Burke en el descanso. En la primera acción que protagonizó fue amonestado por una entrada a un rival y luego trató de generar peligro por su banda, aunque sin demasiado éxito. «No es fácil para él jugar en una liga distinta, con otro idioma y entrar con un marcador adverso. Es un chico que tiene un físico importante y con zancada. Nos va a ayudar, aunque hay que ir con calma. Sin balón le ha costado algo y con la salida de Manu se ha sentido más cómodo. Espero que nos dé mucho porque tiene unas características que al equipo le pueden ir bien», valoró Garitano.

«Con cuatro centrocampistas, el Sevilla nos ha dominado», admite

Si Burke debutó, Luis Rioja se perdió su primer encuentro desde que está en Vitoria. Ni tan siquiera el interior andaluz se vistió, motivo que el preparador guipuzcoano razonó básicamente por los problemas que durante la semana ha tenido con futbolistas de la banda izquierda. «Hemos tenido algún problema con el lateral y central zurdos y no quería desequilibrar la convocatoria por si podía producirse alguna baja porque el Sevilla es un gran rival y pretendía mantener ese equilibrio. Luis tuvo un pequeño percance, pero estaba en condiciones», desveló el técnico albiazul.