Velázquez hablando con Pacheco durante su primer entrenamiento. / RAFA GUTIÉRREZ

Deportivo Alavés

El desafío de un entrenador vocacional

Julio Velázquez supo a edad temprana que su sitio en el fútbol estaba en los banquillos, llegó a Segunda con 30 años y debuta en Primera con el colosal reto del Alavés

Iñigo Miñón
IÑIGO MIÑÓN Vitoria

Los caprichos del fútbol. Y del destino. Fue José Luis Mendilibar el que abrió las puertas del profesionalismo a Julio Velázquez (Salamanca, 1981). Había terminado la temporada con el Juvenil del Polideportivo Ejido, en 2009, cuando recibió la llamada del técnico de Zaldibar, entonces en el Valladolid. Le quería reclutar para la cantera puc

logo-correo-on2.svg
Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ahora puedes acceder a todo el contenido por solo 3€ el primer mes