Abelardo: «No hemos estado nada bien, ha sido nuestro peor partido»

Abelardo: «No hemos estado nada bien, ha sido nuestro peor partido»

El técnico asturiano se muestra muy crítico con el juego de su equipo y afirma que «en ningún momento» tuvo «sensaciones positivas de poder remontar»

Iñigo Miñón
IÑIGO MIÑÓN

A Abelardo no le gustó su equipo. Más allá del resultado, más abultado de lo que dijeron los méritos de ambos contendientes sobre el terreno de juego, el técnico albiazul se mostró especialmente crítico con el juego del Deportivo Alavés. Hasta el punto de afirmar que ha sido «nuestro peor partido» de la temporada. «No hemos estado bien. Nos caracterizamos por ser un equipo intenso, sobre todo en el plano defensivo, y esta vez no lo hemos sido. No hemos defendido bien, nos encontraban líneas de pase con mucha facilidad», reflexionó el 'Pitu', exigente con los suyos, sabedor de que pueden hacer más de lo que hicieron en el Wanda.

Especialmente disgustado con el primer tramo del encuentro. Hasta el primer tanto del Atlético de Madrid. «A raíz del gol hemos espabilado y hemos tenido minutos buenos, pero no he tenido en ningún momento sensaciones positivas de poder remontar el partido», reflexionó el entrenador alavesista, que concedió al rival el mérito de achicar la idea inicial vitoriana.

«Un pequeño lunar»

«Hemos empleado los dos sistemas que venimos utilizando. Y el primer tiempo no me ha gustado. Pensábamos en cerrar las líneas de pase hacia Griezmann, Correa o Lemar, que se meten por dentro, y no lo hemos hecho bien. Después, con menos gente en el centro del campo, lo hemos hecho mejor. Con dos delanteros hemos abierto los extremos y puesto muchos centros. Hemos tenido alguna ocasión, pero sabemos que al Atlético es muy difícil rematarle. Al final arriesgamos con solo tres jugadores atrás. Me la jugué a cara o cruz, pero el gol de Griezmann nos ha trastocado los planes», explicó el 'Pitu'.

«Un pequeño lunar», según Abelardo, que no empaña ni un ápice la extraordinaria temporada que está completando el conjunto vitoriano, que, entre Liga y Copa, encadena cuatro partidos sin conocer la victoria -Leganés (2-1), Sevilla (1-1), Girona (2-1) y Atlético (3-0)-, con ocho goles en contra, una cifra poco habitual en este equipo. «Nadie nos ha regalado nada, la trayectoria es envidiable. Debemos aprender de los errores y ya está, aquí no se acaba el mundo», subrayó el preparador asturiano, que no aprecia ningún bajón en su equipo. «No permito que nadie se relaje», concluyó.

La vista está ya puesta en el derbi del lunes 17 de diciembre, ante el Athletic en Mendizorroza, donde el Deportivo Alavés se hace fuerte -invicto esta temporada-. El conjunto rojiblanco se mide mañana al Girona en San Mamés, en lo que supone el estreno liguero de Gaizka Garitano, que debutó con victoria en el partido copero del jueves en Huesca (0-4)

 

Fotos

Vídeos