Abelardo: «A partir de su gol hemos hecho un partidazo, remontar no es fácil»

Abelardo celebra efusivamente la victoria al final del encuentro. /Rafa Gutiérrez
Abelardo celebra efusivamente la victoria al final del encuentro. / Rafa Gutiérrez

El entrenador del Alavés celebra el buen trabajo de su equipo a balón parado y asegura que sus jugadores son «los principales artífices» del éxito colectivo

Jon Aroca
JON AROCA

El Deportivo Alavés logró este sábado una victoria de mérito contra el Valencia que le permite volver, al menos temporalmente, a puestos de Liga de Campeones. Los de Abelardo suman 31 puntos. Un gol de Bastón y otro de Pina le dieron la vuelta al partido antes del descanso. El técnico albiazul celebró el buen trabajo del equipo tras el tanto visitante. «A partir de su gol hemos hecho un partidazo. Hemos reaccionado muy bien y remontar contra ellos no es nada fácil», aseguró.

Por eso, reconoció que el Valencia salió mejor en los primeros minutos del choque y que sorprendió a su equipo. El gol de Parejo de falta directa antes del cuarto de hora confirmó ese buen arranque visitante. En un partido de «toma y daca», el técnico valoró la remontada de su equipo en un duelo que calificó como «fantástico».

También confesó sentirse sorprendido con el cambio de sistema de Marcelino. El asturiano, al igual que Abelardo, es fiel al esquema de cuatro zagueros, por lo que el sistema de tres centrales fue una notable novedad. «Suele jugar 4-4-2, me ha sorprendido. Pensaba que Paulista iba a ser lateral», explicó. Aunque aseguró que su equipo no ha entrenado esta semana para hacer frente a esa posibilidad, cree que aunque les ha «costado un poco al principio» su equipo se ha amoldado. Además, aseguró que el gol del empate tuvo un gran efecto psicológico sobre sus jugadores y los aficionados.

Tampoco fue ajeno al nuevo récord del club, que ha marcado con 31 puntos y a falta de un partido su mejor primera vuelta de la historia en Primera División. «Hacer 31 puntos en 17 partidos es impresionante. Los futbolistas son los principales artífices de la primera vuelta», celebró. Además, se mostró orgulloso de ser el entrenador del equipo. «Estoy disfrutando como un enano», añadió, antes de felicitar a su cuerpo técnico. «Los jugadores creen en lo que les digo y la forma de jugar que les transmito. Las cosas van saliendo bien y la comunión entre ellos y el cuerpo técnico es buenísima», desgranó.

El técnico albiazul destacó el buen hacer de su equipo a balón parado, además de su buen hacer defensivo. También se mostró muy satisfecho con la capacidad de reacción de los suyos, especialmente para superar momentos complicados en la temporada. Así, celebró que tras malos encuentros como en casa del Levante y el Atlético los suyos se hayan levantado. El Alavés suma siete puntos de nueve tras caer en el Wanda.

Queja de Marcelino

En el choque también apareció un protagonista inesperado, el césped, en mal estado tras el frío de los últimos días. Así, Marcelino García Toral se mostró muy molesto con esa situación, hasta el punto de asegurar que no comprendía por qué no se había suspendido el choque. «El campo estaba impracticable en el centro del campo, helado. Si queremos ser de las mejores ligas del mundo hay que mirar que los escenarios sean como tal. En el año 2019 hay soluciones suficientes para evitar eso», lamentó, aunque luego añadió que no quiso escudarse en ello porque «estaba igual para ambos».

Para él, la clave de la derrota fue el mal trabajo de los suyos en jugadas a balón parado, especialmente en el apartado defensivo. Así llegaron los dos tantos albiazules. «Nos han tirado dos córners y nos han metido dos goles. Los dos evitables», lamentó. Además, felicitó al Alavés por la victoria, porque «hace muchas cosas muy bien hechas».