El Correo
Alavés

alavés

«Mi mejor momento está por llegar»

«Mi mejor momento está por llegar»
  • Ibai admite que atraviesa un dulce estado de forma con el Alavés pero asegura que irá «a más» en las próximas semanas

En el vestuario del Alavés se ha instalado una atmósfera de optimismo creciente tras el gran inicio de la segunda vuelta que ha firmado el conjunto albiazul. Lejos quedan los baches, los empates sufridos con una resistencia heroica y, de hecho, la tropa de Pellegrino ha finalizado más encuentros en el área de su adversario que en la propia. La evolución continua del equipo vitoriano, cuyo techo aún se desconoce en palabras concretas pero parece situado en la clasificación para la Europa League, se traslada a la competencia interna de los futbolistas, que hoy presentan diversos matices enriquecedores, y también en su discurso.

Hay quien se encuentra en disposición de luchar por un puesto en el 'once' pese a la buena marcha que ha mostrado el equipo habitual. Algunos de ellos incluso parecían desactivados en un momento de la temporada, como es el caso de Katai y Sobrino, o de los últimos incorporados, Romero y Rodrigo Ely, que debutará como titular ante la Real Sociedad. Los hombres que actúan de manera regular, sin embargo, tratan de mantener su status pese al ímpetu de sus competidores, cada vez más confiados. En ese grupo se encuentra ahora Ibai Gómez, que arrancó la campaña de manera inolvidable con su gol en el Camp Nou y espera ahora convertirse en un baluarte ofensivo en el tramo decisivo de la campaña.

«Puede ser el momento en el que más a gusto me siento esta temporada. Pero no será el mejor, porque voy a ir a más», asegura el extremo de Santutxu, quien lucha por convertirse en una pieza inamovible ante la gran rivalidad que sufre en su posición, la más disputada de la plantilla. Ibai no considera pretencioso mirar a los puestos europeos sin complejos, aunque admite que el Alavés debe ser prudente con una meta tan ambiciosa. «Fijarnos ese objetivo puede ser contraproducente si dejamos de tener los pies en el suelo. Tenemos que ver hasta dónde podemos llegar», asegura.

En ese escenario, tan sugerente como insospechado al inicio del curso, la fortaleza en Mendizorroza se vuelve innegociable. El Alavés, en este sentido, parece ahora más seguro en su estadio que en la primera vuelta, cuando le costaba llevar la iniciativa. En las últimas jornadas, incluso el Sevilla y el Atlético han estado a punto de salir de vacío de la capital alavesa. «El equipo ha dado un salto en casa en las últimas jornadas y esperamos mantener el nivel», sostiene el extremo vizcaíno, que espera este sábado un derbi opuesto al del pasado mes de octubre. «En Anoeta no entramos en el partido en ningún momento, pero hemos evolucionado mucho», sentencia confiado.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate