El Correo
Alavés

LIGA ADELANTE

El Mirandés reserva 1.100 entradas para la afición del Alavés

La afición albiazul mira al horizonte del 13 de febreo, cuando se disputa el choque ante el Mirandés.
La afición albiazul mira al horizonte del 13 de febreo, cuando se disputa el choque ante el Mirandés. / B. Castillo
  • El club vitoriano iniciará la venta de las localidades, a 20 euros, la próxima semana para el derbi que se jugará en Anduva el sábado 13 de febrero

El Alavés se mide este domingo al Llagostera, pero en el horizonte queda ya otro partido a domicilio donde la afición albiazul volverá a arropar al equipo. Según confirmaron fuentes del Mirandés, el club burgalés ha reservado ya todo el fondo norte de Anduva para los seguidores del conjunto vitoriano. Es decir, 1.100 entradas al precio de 20 euros para seguir en vivo el choque que se disputará el próximo sábado día 13 de febrero a partir de las 20.15 horas.

La entidad alavesista apuntó ayer a través de las redes sociales que el inicio de la venta de las localidades para el duelo ante el Mirandés se anunciará tras el choque ante el Llagostera. En principio, todo apunta a que los socios alavesistas podrán adquirirlas a partir del lunes en Mendizorroza.

Juli, «paciencia» y sin agua

El Alavés continuó ayer con la preparación del choque ante el Llagostera, en una jornada donde una avería en las instalaciones de Mendizorroza dejó sin agua a los futbolistas, que tuvieron que volver a sus casas para poder ducharse. Ante la visita de un Llagostera necesitado y que suele colocar muchos jugadores por detrás del balón a la espera del contragolpe, Juli apeló ayer a la «paciencia» para poder desatascar el partido. «Sabemos lo que nos vamos a encontrar y no debemos tener prisa. Lo más importante va a ser mantener la portería a cero, porque es un rival que arriesga poco y supongo que al estar abajo lo hará menos todavía», explicó.

Juli confía en que el empate de Oviedo se convierta en «un puntazo» con una victoria ante el conjunto gerundense. En cualquier caso, advirtió sobre las dificultades de esta segunda vuelta. «Nadie quiere irse al pozo de la Segunda B y muchos luchan por el ascenso. El único objetivo es pelear cada partido como si fuera el último».