El Correo
Alavés

termina a medianoche

El Alavés afronta las últimas horas del mercado invernal

Dani Abalo, en un entrenamiento en Ibaia
Dani Abalo, en un entrenamiento en Ibaia / Blanca Castillo
  • No se descarta algún intento final por lograr otra incorporación, aunque se antoja complicado que la plantilla se amplíe

El Alavés entra este martes en las últimas horas del mercado invernal, que cerrará esta noche, cuando la plantilla albiazul quede definitivamente configurada hasta el final de la temporada. La entidad albiazul no descarta realizar algún intento por lograr una nueva incorporación, aunque se antoja complicado que el grupo de Bordalás, ahora integrado por 23 futbolistas, pueda aumentar antes de las doce, hora tope para realizar fichajes.

El Alavés, en cualquier caso, estará atento a una jornada final de contrataciones donde suelen producirse sorpresas y colocarse a tiro futbolistas que hasta este momento resultaban inaccesibles. A priori, la posibilidad de añadir una pieza al equipo pasaría por la zona de ataque, donde Toquero, Juli y, en los últimos partidos Manu Barreiro, son los encargados de sumar los minutos en las posiciones de delantero.

Hasta el momento la escuadra alavesista ha sumado tres elementos a su plantilla. El primero de ellos fue Iñaki Sáenz, que llegó a Vitoria a mediados de diciembre procedente del Racing de Santander. Por el momento, Bordalás no le ha incluido en ninguna de las cuatro convocatorias a las que ha tenido opción. El segundo futbolista incorporado al Alavés ha sido Dani Abalo, que ante la lesión de Kiko Femenía sí viajó a Oviedo en su primera oportunidad. No obstante, se quedó en el banquillo sin debutar.

El tercero, que llegó al Alavés hace apenas unos días, es el centrocampista Hernán Darío Bernardello, procedente del Newell’s Old Boys. El futbolista argentino comenzará a ejercitarse con sus compañeros esta semana. De esta forma, el conjunto vitoriano ha doblado todas las posiciones, con la llegada de un lateral zurdo, un extremo derecho y un mediocentro para cubrir las carencias de efectivos. Otra cuestión será comprobar, con el paso del tiempo, cómo se adaptan estos jugadores y cuál es su rendimiento.

Laguardia, puntos en la ceja

El Alavés salió el pasado sábado de Oviedo con un sufrido empate y el único problema físico de Víctor Laguardia, que recibió cuatro puntos de sutura en la ceja a consecuencia de un golpe en la última acción del partido. El colegiado le obligó a salir del césped en el minuto 93, cuando el conjunto local iba a lanzar al área una falta que suponía su última oportunidad. En principio, el central aragonés, pletórico de forma, no tendrá problemas para ejercitarse con normalidad.

El Alavés preparará el choque ante el Llagostera, en principio, con todos sus jugadores disponibles. Bordalás recuperará al sancionado Beobide y también a Kiko Femenía. El extremo, después de dos partidos donde había sido sustituido por un esguince de tobillo, se quedó fuera de la convocatoria para el choque en el Carlos Tartiere. No hay tampoco apercibidos de sanción en el equipo albiazul, salvo su entrenador, que en Oviedo vio por protestar la cuarta cartulina de la temporada.