logotipo del Alavés
Actualidad
segunda jornada
Una sorprendente SD Logroñés es el primer visitante de Mendizorroza en la 2012-13
31 de agosto de 2012
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Un rival en las antípodas del Alavés
Óscar Rubio pugna por un balón en una amistoso contra la SD Logroñés. / Blanca Castillo
JUAN CARLOS BERDONCES | .-

La Sociedad Deportiva Logroñés, que visita este domingo Mendizorroza, cuenta con uno de los presupuestos más bajos del grupo y con una plantilla formada íntegramente por futbolistas de la tierra, salvo el exalbiazul Moya

Quizá pueda ser el partido más desigual del grupo II de Segunda B, salvo por un matiz, concreto y claro eso sí, que ambos equipos lideran la clasificación, aunque sólo se ha disputado una jornada. Estarán frente a frente uno de los clubes con mayor potencial económico, el Deportivo Alavés, y otro con uno de los presupuestos más bajos, la Sociedad Deportiva Logroñés. Más diferencias: el conjunto albiazul tiene más de 90 años de historia, un subcampeonato de la Copa de la UEFA -en aquella recordada final contra el Liverpool en 2001-, una trayectoria reciente entre Primera y Segunda salvo estas últimas cuatro temporadas en Segunda B, alrededor de 7.000 socios y una plantilla formada a día de hoy con jugadores elegidos para el ascenso, muchos de ellos procedentes de Segunda división y de diferentes puntos de la geografía nacional.

Mientras que el equipo riojano se fundó en 2009, acumula una temporada en Regional, dos en Tercera y esta cuarta campaña de su historia la disputa en Segunda B tras ascender en mayo; además, su masa social cuenta con menos de un millar de abonados y su plantilla está formada íntegramente por jugadores riojanos, de la tierra -ha fichado futbolistas, sobre todo, de a Tercera división riojana-, salvo precisamente un ex del Alavés, el defensa Jon Moya.

Con lo que la Sociedad Deportiva Logroñés (SDL) está en las antípodas del Alavés en objetivos, presupuesto, plantilla e historia. Porque este club no es el histórico Club Deportivo Logroñés que también militó en Primera entre finales de los años 80 y mediados de los 90 -con Polster, Ruggeri, Alzamendi o Salenko como futbolistas destacados- y que compartió Segunda división con el bloque albiazul, pero tampoco tiene nada que ver con la Unión Deportiva Logroñés (UDL), el otro equipo de fútbol de la ciudad y que también juega en Segunda B.

Precisamente, la SDL viene de protagonizar una sorpresa mayúscula al eliminar, contra pronóstico, en la Copa del Rey a la UDL, uno de los favoritos del grupo II de la categoría de bronce. Con lo que el Alavés está avisado de lo que es capaz el conjunto que dirige un histórico del fútbol, Agustín Abadía. Aunque ambos equipos se conocen bien porque se enfrentaron hace apenas dos semanas en un partido amistoso en Salvatierra; el triunfo fue para los pupilos de Nacho González, con gol de penalti del riojano Borja Viguera.

El cuadro de Abadía mantiene gran parte de la plantilla que logró el ascenso de categoría contra el Peña Sport. Siguen, por ejemplo, el portero Pisón; los defensas Gerardo -atesora casi 250 partidos en Primera división y llegó a jugar la final de Champions con el Valencia contra el Real Madrid en el año 2000-, Metola -jugó en el Alavés B entre 2002 y 2005- u Omar; los centrocampistas Pitu, Miguel o Esaúl; o los delanteros Olavarrieta y el goleador Jorge Herreros.

Y se ha reforzado, además de con el citado Moya, con los centrocampistas Laencina, Fran Sota, Iñaki Toledo, Del Puente o Candelas -hermano de Gerardo y el menor de la saga García León, con amplia trayectoria en Segunda B, últimamente en el Mirandés y el Amorebieta- y los delanteros Tamayo y Javi Torres.

El objetivo del club es la permanencia. Y Abadía ha armado un equipo que sabe qué fútbol debe practicar y en el que el esfuerzo y el compañerismo son premisas esenciales dado que, por presupuesto, no cuenta con jugadores determinantes como puede haber en otras plantillas del grupo. Una defensa sobria y seria y un centro del campo solidario son también señas de identidad de la Sociedad Deportiva Logroñés, que pretenderá aprovechar en Mendizorroza las salidas al contragolpe y las ocasiones que se fabriquen sus hombres más adelantados.

Para algunos futbolistas del Alavés quizá también sea un partido, sino especial, sí con más atractivos de lo habitual. Porque en la plantilla hay dos riojanos, el portero Miguel y el delantero Borja Viguera; y otros dos jugadores con pasado en Logroño, Manu García, que militó la última temporada y media en la UDL, y Jaume, que estuvo dos campañas en el hoy desaparecido Club Deportivo Logroñés, a las órdenes de Agustín Abadía.

TAGS RELACIONADOS
" "
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios