«No hay explicación para el bajón de intensidad»

Clarence Seedorf durante el partido en Mendizorroza/
Clarence Seedorf durante el partido en Mendizorroza

Seedorf reconoce que las prestaciones de su equipo disminuyeron en la segunda mitad

IÑIGO MIÑÓN

El Deportivo de Clarence Seedorf no carbura. Dos partidos y dos derrotas. Tras una correcta primera mitad, se cayó en la segunda para parecerse al equipo anterior que no levanta cabeza en la tabla. «Explicación no hay para ese bajón de intensidad», reconoció el entrenador holandés. «En el segundo tiempo dejamos demasiado espacio para que el Alavés hiciera su juego y llegara con más frecuencia sobre nuestra área. Sin crear nada, pero tenía el control del partido. Esto en la Liga no se puede hacer. Tenemos calidad arriba, pero debemos tener más intensidad y agresividad porque son los detalles los que deciden puntos», reflexionó el técnico blanquiazul.

En su opinión, el conjunto vitoriano tampoco mostró muchos argumentos ofensivos más que el gallego, pero «le hemos permitido llevar la iniciativa y le ha bastado con un golazo de Munir». Un tanto que terminó de hundir a los visitantes. «Es una parte mental», lamentó Seedorf. Un bloqueo que atenaza a los futbolistas blanquiazules. «No justifico esta falta de intensidad, pero son seres humanos, son muchos meses intentando salir de esta situación y cuando recibes un golpe tardas en reaccionar».

«Hay esperanza»

El nuevo técnico deportivista quiso atisbar esa reacción en los minutos finales, en busca del empate, «pero también hay que darle méritos al Alavés, que ha sabido parar nuestros intentos». Mentalidad positiva, que es lo que trata de inculcar en el vestuario coruñés desde su llegada. Por eso intentó rescatar «las cosas bien hechas» del duelo de Mendizorroza. «Un primer tiempo así da esperanza, que es lo último que va a morir. Y están más claros que nunca los aspectos a mejorar. Hay muchos puntos todavía en juego», indicó el holandés, que ya solo mira al próximo partido.

«Yo veo las cosas más claras, es solo trabajo y la suerte ya llegará», precisó. Sin muchos reproches a sus futbolistas. Y muchos menos a los seguidores blanquiazules desplazados a Mendizorroza, pese a las críticas vertidas sobre el equipo al final del partido. «Es normal, es justo que expresen sus emociones. Han venido hasta aquí para apoyar al equipo, lo han hecho y después pueden expresarse, pero espero que en casa estén con el grupo», concluyó.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos