Alavés - Getafe | Copa

Una Copa en mitad de la tormenta

Cabello, que repite hoy en la interinidad en el banquillo, durante su comparecencia de ayer en Ibaia. /Iosu Onandia
Cabello, que repite hoy en la interinidad en el banquillo, durante su comparecencia de ayer en Ibaia. / Iosu Onandia

A la espera de la llegada del nuevo técnico, Cabello anuncia un once con cambios y espera que el equipo «dé pasos hacia una mejora»

FERNANDO RUIZ DE ESQUIDE

No llega precisamente en el momento más oportuno, pero el Alavés se juega hoy la posibilidad de acceder a los octavos de final de la Copa. Apenas tres días después de la destitución de Gianni De Biassi, a la espera de la llegada de un nuevo entrenador y con la mirada en el choque del lunes en Girona. Es decir, en medio de la tormenta, el conjunto vitoriano tratará hoy de sacar el paraguas para concederse una mínima alegría entre tanta decepción. El 0-1 del choque de ida le concede una ligera ventaja, pero solo eso para un grupo muy bajo de autoestima y que, además de competir por la clasificación, también lo hará por recuperar un nivel competitivo acorde a las exigencias. Javier Cabello, de nuevo apagafuegos interino en el banquillo, dejó claras las intenciones en este periodo de entreguerras. «El objetivo es conseguir la clasificación, pero también intentar mejorar y dar pasos hacia adelante», remarcó.

Aunque todavía no se ha rubricado la contratación del nuevo técnico -el Alavés ultimaba ayer unas negociaciones con Paco Jémez que podrían cerrarse hoy-, el encargado de dirigir temporalmente al equipo no ocultó que la alineación de esta tarde estará marcada por la necesidad de reservar elementos para Girona. Cabello confirmó que concederá minutos a algunos de «los menos habituales, porque en estas decisiones, lo importante es el equipo». En el conjunto albiazul, eso sí, hay varios matices que también condicionarán el once.

Las claves

Situación física
Alexis es baja, junto a Sobrino, mientras que Vigaray podría también quedar fuera del equipo
Negociaciones
El club vitoriano podría cerrar hoy la contratación de Paco Jémez como relevo de De Biasi

El primero de ellos, la bajas. Sobrino cayó lesionado para tres semanas mientras que Alexis, que ayer todavía no había regresado a los entrenamientos con el grupo tras el susto cervical ante el Eibar, también queda descartado. Además, Vigaray, con pequeños problemas físicos, podría quedarse igualmente fuera del equipo. Por contra, las consecuencias del derbi frente al Eibar provocarán, si no hay sorpresas, que Ely y Manu García, sancionados en la Liga, entren en el equipo titular. La misma situación se produce con Christian Santos. Estos tres futbolistas y el guardameta Sivera, que ya debutó en la idea en el Coliseum Alfonso Pérez, parecen cuatro piezas seguras en el once.

Con menos «presión»

Cabello admitió ayer que el choque ante el Getafe llega en un contexto «difícil» para los futbolistas, pero también indicó que la plantilla debe ver este duelo de vuelta como «una oportunidad» para «competir sin la presión que igual podemos tener en la Liga». Una competición donde los albiazules se han situado como colistas a seis puntos de la permanencia y cada partido resulta ya determinante para evitar un desplome anticipado.

El técnico interino, con apenas tres entrenamientos, reconoció que las opciones para introducir modificaciones tácticas no son demasiadas y apuntó que ha tratado de aportar «dos o tres ideas». Sí explicó que uno de lo objetivos ha sido buscar «una mejora, sobre todo en el nivel ofensivo». Cabello ya dirigió dos partidos al Alavés tras la destitución de Luis Zubeldía y en ambos optó por una defensa de cuatro, además de dos medios centros de contención, tres mediapuntas y una referencia ofensiva.

Dudas en ataque

Los problemas de Vigaray, unidos a la baja de Alexis, podrían dar incluso opción de debutar al joven Víctor López en el carril diestro de la zaga. Ely, Diéguez y Duarte podrían completar esa línea defensiva. Con Manu García y Daniel Torres o Pina en el eje. Más dudas surgen para el ataque, donde existen tres puestos vacantes si Santos ocupa la punta de ataque. Enzo y Katai, inéditos en las últimas semanas, optan a entrar en el equipo, igual que un Bojan con muy pocos minutos. Claro que tampoco parece descabellado que Medrán o Pedraza, en el banquillo ante el Eibar, cuenten hoy para Cabello.

En un partido al que los abonados alavesistas pueden acceder gratis, aunque la hora (siete de la tarde) y el frío no auguran a priori una gran entrada en Mendizorroza. Al estadio vitoriano retorna José Bordalás. Apenas doce días después de la reciente goleada (4-1) que su equipo endosó a los albiazules para comenzar a abrir la puerta de salida a De Biasi. Es otra historia, pero la eliminatoria está abierta.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos