Fútbol

El Alavés cede a Nando al Lorca

Sobrino se escapa por velocidad de Piqué en la acción que concluyó con la gran oportunidad albiazul ante el Barcelona.
Sobrino se escapa por velocidad de Piqué en la acción que concluyó con la gran oportunidad albiazul ante el Barcelona. / B. Castillo

Lograr préstamos de jugadores y la vía extranjera, opciones probables para cubrir una plantilla con demasiadas lagunas

Fernando Ruiz de Esquide
FERNANDO RUIZ DE ESQUIDE

Dos derrotas consecutivas en el arranque liguero siempre pesan a la hora de las valoraciones, pero la sensación generalizada, también dentro del club, es que el Alavés necesita incorporar piezas importantes a la plantilla. Antes de la fecha tope, este viernes 1 de septiembre, cuando quedará fijada la foto definitiva del grupo de Zubeldía al menos hasta el mes de enero. Por unas u otras cuestiones, el cuadro vitoriano entra a contrapié en los cinco días finales de contrataciones. Con muchas necesidades, al menos tres futbolistas, y dentro de un contexto volátil. Las oportunidades siempre aparecen en este tramo final del zoco veraniego, pero también el colmillo afilado y poderío económico de otros clubes con similares ambiciones. No es recomendable asumir tanto riesgo, pero ahí se ve el conjunto albiazul en este paréntesis liguero.

La contratación de Nando García, cuyo traspaso desde el Valencia se hizo público el sábado, no sumará finalmente a la plantilla vitoriana al menos en este momento. Fuentes alavesistas confirmaron que el extremo derecho procedente de la cantera de Mestalla saldrá cedido en breve a la Segunda División. Su destino se encuentra en el Lorca durante los próximos meses, tal y como ha confirmado el Alavés, este lunes. En su posición, el Alavés cuenta con Burgui y Romero, titular ante el Barcelona. El paraguayo, no obstante, con un curioso contrato que concluirá el próximo mes de enero, fecha cuando finaliza su cesión desde el fútbol chino. A partir de ahí sería necesario negociar para asegurar su continuidad.

Prioridad para la delantera

En definitiva, el Alavés continúa con 21 futbolistas de la primera plantilla, uno de ellos Laguardia, lesionado de larga duración y que solo podría reaparecer en la segunda vuelta. Aunque más que una cuestión de número, se trata de añadir piezas específicas, sobre todo en una zona ofensiva donde Sobrino y Santos, dos jugadores con escasa presencia en el campo la pasada temporada, son todo el arsenal del que dispone Zubeldía.

Se trata de la gran prioridad para la dirección deportiva. Se interpreta que el Alavés debe crecer en todas las facetas del juego con la adaptación de sus futbolistas, pero también que la línea de ataque se encuentra coja y solo llegarán las soluciones a través de la suma de al menos una referencia clara para el ataque, aunque el objetivo para esta semana es añadir dos futbolistas en esa parcela.

A estas alturas, el mercado pasa sobre todo por dos opciones. Conseguir cesiones de equipos importantes u optar por la siempre delicada vía extranjera. En el primer caso, con los complicados sondeos ya realizados con Real Madrid (Mayoral) o Barcelona (Munir). Una situación similar se ha producido con el centrocampista Medrán (Valencia), como ya se intentó con anterioridad con el lateral diestro Acrhaf, aunque Zidane parece decidido a quedarse con él en su plantilla. Intentos, estos y otros muchos, por ahora sin concretar en una semana que ya apunta a la taquicardia en los despachos albiazules.

Fotos

Vídeos