Fútbol

Rescate final para el Alavés más oscuro

Rubén Sobrino, titular ayer en la punta de ataque, conduce la pelota en Los Pajaritos.
Rubén Sobrino, titular ayer en la punta de ataque, conduce la pelota en Los Pajaritos. / JESÚS ANDRADE

El equipo de Zubeldía, plomizo y espeso hasta el descanso, reaccionó tarde y con fortuna ante el Numancia

Iñigo Crespo
IÑIGO CRESPO

El Alavés mostró ayer ante el Numancia su lado más oscuro. Eso sería al menos lo mejor que podría sucederle desde hoy al equipo de Luis Zubeldía en su nueva era. El cuarto examen de la pretemporada desnudó las carencias en el juego del conjunto albiazul, espeso y plomizo durante toda la mitad ante un Numancia de Segunda División más entero, convencido y compacto. Los vitorianos no lograron una sola ocasión clara antes del descanso y solo el aire fresco que le dieron los suplentes en la segunda mitad alumbró una reacción que no llegó a completarse. Despertaron cuando ya iban en desventaja en el marcador en Soria. Y, lo que es peor, tampoco puede decirse que su capacidad de reacción fuera del todo esperanzadora a pesar de que Santos lograra empatar en la penúltima jugada del partido, a un minutio del pitido.

El Alavés parecía intentar volar con las alas cortadas en Los Pajaritos. La apuesta de situar a Ibai, Pedraza y Katai en la triple media punta se antojaba lúcida por la calidad y pegada que atesoran los tres. Pero en ningún momento llegaron a entenderse del todo, hasta el punto de que su movilidad parecía confundirles a ellos mismos. El único destello del serbio llegó cuando conectó con Vigaray en los primeros compases, El lateral buscó sin suerte una asistencia para Rubén Sobrino. Podría decirse que el arranque se presentaba entonces prometedor, pero la estadística, en ocasiones demoledora, no registró ninguna aproximación reseñable más por el bando albiazul.

1 Numancia

Munir (Aitor, min. 46), Unai Medina (Christian, min. 72), Dani Calvo, Carlos Gutiérrez, Ripa (Markel, min. 46), Escassi (Larrea, min. 46), Iñigo Pérez, Nacho (Grego, min. 46), Dani Nieto (Valcarce, min. 46), Manu (Mateu, min. 46) e Higinio (Milla, min. 46).

1 Alavés

Pacheco (Sivera, min. 74), Vigaray, Alexis, Maripán (Diéguez, min. 46), Héctor (Duarte, min. 69), Torres (Wakaso, min. 46), Manu García (Krsticic, min. 69), Katai (Enzo, min. 46), Pedraza (Burgui, min. 46), Ibai (Demirovic, min. 74), y Sobrino (Santos, min. 69).

Goles
1-0. M. 36. Dani Nieto; 1-1. M. 92. Santos.
Árbitro
Víctor Laín. Mostró tarjeta amarilla a Torres y Diéguez, del Alavés.
Incidencias
Cerca de 400 espectadores en Los Pajaritos.

El Numancia, mientras tanto, se encontraba en las antípodas de su rival. Cerró cualquier vía de pase en la zona de creación alavesa, atascada con Torres y Manu García, apenas dio respiro a Rubén Sobrino en punta y se mostraba fresco en los costados. Desde allí, de hecho, llegaron las mayores amenazas por parte del conjunto rojillo. Dani Nieto, el futbolista con más desparpajo del primer tiempo, batió a Pacheco de un disparo cruzado en el minuto 36. Los de Zubeldía continuaban escasos de ideas, de fluidez y de energía. Solo un significativo cambio de piezas podía traducirse en un vuelco en un escenario tan desalentador.

Todo parecía más sencillo con Wakaso y Enzo en la medular vitoriana. Los dos nuevos fichajes no lograron lavar por completo la cara del Alavés, pero sí le dotaron de cierta verticalidad y chispa. Burgui, mientras tanto, parecía haber entendido mejor que nadie la consigna en el extremo derecho. Encaró a su adversario y buscó la portería numantina con algo más de determinación que sus predecesores en el puesto. Para el minuto cinco de la segunda mitad, de hecho, el Alavés sumaba ya dos tiros a puerta, algo que no había conseguido en los primeros 45 minutos. El primero corrió a manos del extremeño, que definió demasiado centrado tras un recorte interior. El segundo llevó el sello de Wakaso, que buscó la sorpresa con un lanzamiento desde media distancia. Fue un pequeño aperitivo para el optimismo.

Escasa chispa

Pero la gasolina no dio para mucho más tras la reanudación. El Numancia gozó de dos buenas ocasiones en las botas de Milla. Los de Jagoba Arrasate consiguieron cerrar las fugas que aprovechó al Alavés para buscar el empate rápido y anularon con rapidez la reacción de los albiazules. A los de Zubeldía aún les falta ritmo para llegar en plenas condiciones al arranque de Liga, además de algunas incorporaciones que levanten el vuelo de la plantilla, sobre todo en la parcela rematadora y en la creación. Es cierto que el gol de Santos a falta de solo unos segundos para el final mantuvo al Alavés invicto en lo que va de pretemporada, pero la senda parece todavía larga y oscura hasta hallar la excelencia.

Fotos

Vídeos